ANTE EL ANUNCIO DE UN PRINCIPIO DE ACUERDO EN MATERIA DE PENSIONES

USO RECHAZA SU CONTENIDO Y CONSIDERA QUE “EL ELEFANTE PARIÓ UN RATÓN”

 ¿Qué necesidad tenemos los sindicatos de ser comparsas de una reforma que recorta derechos a los trabajadores?

Que cada cual asuma la responsabilidad de sus actos: el Gobierno de tomar iniciativas legislativas, el Parlamento de legislar y los sindicatos de trabajar por mejorar las condiciones de los trabajadores.

Sin políticas que estimulen el crecimiento económico y el empleo, esta reforma será un nuevo parche que volvemos a pagar los trabajadores y trabajadoras de este país

La Unión Sindical Obrera (USO) ante el anuncio, a falta de los flecos de última hora, de un principio de acuerdo entre el Gobierno y los agentes sociales que afectará de manera importante al futuro de nuestras pensiones y supondrá una disminución de la cuantía de las mismas y dificultará el percibir el 100% de ella, rechaza el contenido del mismo por las siguiente consideraciones:

La reforma planteada por el Gobierno es innecesaria e impuesta para cumplir los deberes señalados por las instituciones europeas de reducir el déficit público. El Gobierno podría haber tomados otras alternativas para controlar el gasto, empezando por poner coto a las inmensas cantidades de dinero que está destinando a sanear nuestro sistema financiero; ¿para cuándo hará un plan de rescate de los 4.600.000 desempleados?

USO La Rioja no entiende que las organizaciones sindicales se presten a dar cobertura al Gobierno, haciendo bueno lo que ya hemos oído en varias ocasiones, que lo importante es la foto. ¿Qué ganamos los trabajadores y trabajadoras con esta reforma? Más años de cotización, menos pensión, quien podrá jubilarse ante la tardía incorporación de los jóvenes al mercado laboral?. El Gobierno gana una foto y repartir entre los firmantes las responsabilidades, además de darles algunos ‘incentivos’ que suponemos tendrá que ver con las gestión de las políticas activas de empleo (la formación de desempleados).

Creemos que el paraguas del diálogo social sólo ha servido una vez más a los intereses del Gobierno y desde la USO consideramos que cada cual debe asumir la responsabilidad de sus actos: el Gobierno de tomar iniciativas legislativas, el Parlamento de legislar, y los sindicatos de trabajar por mejorar las condiciones de los trabajadores. Los ciudadanos sabrán, llegado el momento, valorar las actuaciones de cada cual.

De los anuncios realizados, la conclusión es que han partido peras dese la posición inicial del Gobierno, para eso tanto tiempo y ocultismo del proceso negociador.  Desde la USO reclamamos lo que no se está poniendo en ese principio de acuerdo, que son políticas que estimulen el crecimiento económico y el empleo. Sin ellas esta reforma será un nuevo parche que volvemos a pagar los trabajadores y trabajadoras de este país.